Quiénes somos? – UNA INVITACIÓN A LA REBELIÓN


El 1 de enero de 1994 empezó el levantamiento del Ejército Zapatista de Liberación Nacional (EZLN) en Chiapas, México, Planeta Tierra, en el momento en el que el país entraba en el llamado Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN). Los zapatistas luchan sobre todo contra la explotación, el racismo y la marginalización de los indígenas y los campesinos. Después de 14 días de enfrentamientos con el ejercito federal siguió un período largo de negociaciones, pero sin dar resultados satisfactorios. Los zapatistas reforzaron su autogestión. Ocuparon latifundios, construyeron sus propias escuelas y un hospital, y desarrollaron sus propias estructuras de administración, basadas en la democracia de abajo. Hoy en día las comunidades y municipios autónomos tanto como las Juntas de Buen Gobierno practican una autonomía bastante amplia. La respuesta del gobierno es su sucia “guerra de baja intensidad” que culmina en matanzas de la población civil.

En 1996 el EZLN invitó a todos los rebeldes de este mundo a participar en el Primer Encuentro Intergaláctico en la Selva Lacandona para formar una red contra el neoliberalismo y por la humanidad. Para preparar este encuentro hubo un primer encuentro europeo en Berlin en junio del 1996. Durante el tiempo de preparación y las discusiones posteriores surgió el deseo entre nosotros a seguir colaborando. Poco a poco ha estado creciendo una red de grupos políticos e individuos, la cual se vuelve a inventar a cada rato, aprende y se ríe, organiza la solidaridad y resiste.

En el 2004, el onceavo año del levantamiento zapatista, nos presentamos con una nueva conciencia de nosotros mismos, ya que creemos que nuestras ideas políticas pueden mostrar un camino posible hacia el futuro. Son estas ideas las que queremos que se discutan y las vayamos desarrollando juntas con el mayor número de personas posible. La manera de cómo nos entendemos a nosotros mismos “vuela”, es decir que marca solamente un punto en nuestro camino. Hoy expresamos nuestros pensamientos para que ustedes los lean y podamos aprender unos de los otrs.

– LA RED YA-BASTA-NETZ –

„Contra la internacional del terror que representa el neoliberalismo, debemos levantar la internacional de la esperanza. La unidad, por encima de fronteras, idiomas, colores, culturas, sexos, estrategias, y pensamientos, de todos aquellos que prefieren a la humanidad viva.“ (De la Primera Declaración de La Realidad de CCRI del EZLN, 1996)

La Red Ya-Basta-Netz es una red de personas que en su mayoría han sido animadas a rebelarse gracias al levantamiento zapatista o se sienten reafirmadas en su rebelión y que viven en solidaridad con la gente rebelde de Chiapas. Es una red que aprende, donde pueden existir las diversas formas emancipatorias de lucha y resistencia una al lado de la otra, relacionándose entre ellas (de manera crítica) sin excluirse. Formamos una red donde se apoyan las personas mutuamente en sus luchas locales. Una red que quiere animar a mucha gente a que participe. No sólo llevamos las luchas necesarias de defensa sino también nos tomamos el tiempo para desarrollar conceptos claros acerca de caminos hacia un mundo diferente. Una red que “entrelaza” a personas jóvenes y mayores y a la vez nos recoge porque nos hace sentir que no luchamos solos. También buscamos formas de información y de acción que sean comprensibles incluso más allá del movimiento de izquierda. Sacamos acuerdos, hacemos contactos, compartimos el trabajo en la organización de la solidaridad directa. No queremos una izquierda vanguardista y elitista que comenta y descalifica precozmente desde su escritorio a los acontecimientos diarios pero no está dispuesta a criticar su propia forma de tratar a la gente, resistir contra las condiciones reinantes o refleccionar el propio consumismo.

Y además: „Hay que reírse mucho para cambiar el mundo“

– !YA BASTA! –

El nombre de la red se debe a que „Ya basta“ marca el punto de salida que tenemos en común. El grito que anuncia a los poderosos del mundo: „no, no, no queremos el mundo de ustedes, no queremos su poder y no queremos su dinero. No queremos saber nada de sus mentiras, queremos destruir sus mentiras” (Quetschenpaua).

– POLÍTICA –

„No es necesario conquistar el mundo. Basta con que lo hagamos de nuevo. Nosotros. Hoy.“ (Subcomandante Marcos)

Cambiar la sociedad significa cambiar nuestra propia práctica de cada día. Dirigimos nuestra resistencia contra todos los que ordenan el mundo, sea el mundo entero o su pequeño mundo, el país, la empresa, la familia, el grupo, según su propia satisfacción, impidiendo el cumplimiento de sueños y esperanzas de los demás. Nuestra política es un largo procedimiento, muchas veces se contradice y camina despacito. Sin embargo, es justamente ésta la oportunidad de tener éxito. Para nosotros la política es un proceso donde toda la gente se encarga de sus propios asuntos, todos juntos y bajo su propia responsabilidad, respetando siempre las diferencias. Rechazamos la representación permanente de los propios intereses a través de otras personas o de instituciones ya que se sabe que no contribuyen al bienestar de toda la gente. Luchamos por un mundo donde todas las personas puedan ser libres y vivir de una manera autogestionada. Estamos convencidos de que sólo pueden haber cambios emancipatorios a través de una mobilización desde abajo y que la política estatal no cambia nada en las condiciones de poder.

!PREGUNTANDO CAMINAMOS!

Nos damos cuenta de muchas cosas que nos parecen injustas y nos dan rabia. Las cosas que nos hacen caminar son cosas que tocan nuestro corazón, no sólo la cabeza. Intentamos describir lo que nos da rabia. Pero mucho se queda en el aire porque no somos capaces de expresar toda la complejidad de este mundo con palabras. Sin embargo no queremos esperar hasta que lo hayamos entendido todo. Nos echamos a caminar. Llevando nuestras numerosas preguntas. Caminando encontraremos una u otra respuesta e incluso más preguntas. Las respuestas sólo las encontramos porque caminamos.

Caminar preguntando significa: expresar nuestras preguntas, sin miedo a que los demás las vayan a juzgar como tontas. Significa tener el derecho de cometer errores. Significa tomar en serio las preguntas de los demás, tanto como las preguntas propias, por absurdas que sean. Pero también significa pronunciar nuestras respuestas de una manera segura ya que marcan un punto en nuestro camino, y entenderlas como lo que son, como contribución en la búsqueda común por las respuestas.

– TODO PARA TODOS – NADA PARA NOSOTROS –

Para todos todo, para nosotros nada. Así dicen los zapatistas. Es decir que sólo formamos una pequeña parte de todos y no pretendemos ninguna posición especial para nosotros. Que no aspiramos al poder para vivir nuestros sueños, porque nuestros sueños hablan de la libertad. No luchamos por el poder, no como red ni como grupo ni como personas. Queremos vivir de manera igualitaria con todos los demás y cumplir nuestros sueños. Toda la gente debe tener la posibilidad de vivir una vida digna y tener acceso a todos los recursos de necesidad, sin importar su procedencia, su sexo, su edad o el dinero que tenga.

– POR UN MUNDO DONDE QUEPAN MUCHOS MUNDOS –

Tenemos una idea del mundo donde queremos vivir. Esta idea existe dentro de cada una de nosotras, sin embargo hay muchas diferencias entre ellas. Lo que a uno le importa, para el otro nada más es una nota marginal. Ya dentro de un pequeño grupo encontramos los sueños más variados, y si miramos más allá su número crece a la infinidad. Las esperanzas de las personas son tan diferentes como las condiciones de vida en las que estén obligadas a vivir en nuestro mundo. El mundo que soñamos es un mundo donde quepan todas estas ideas diferentes. Un mundo de los muchos mundos. Este mundo consiste en una cantidad de pequeñas y grandes comunidades de personas que desarrollan un camino común y una perspectiva compartida. El carácter de esta comunidad debe ser decidido solamente por la gente que participe en ella. Una necesaria condición básica sería que ninguna de estas comunidades viviera a costo de otra y que todas las personas tuvieran el derecho de decidir en cuál comunidad quieran vivir. Todas las comunidades deciden sin obligación alguna si quieren formar una red con otras y si este es el caso, con cuáles para regular los asuntos que afectan a todos.

Un mundo así no puede ser conquistado, tenemos que crearlo nosotros. Y podemos empezar hoy mismo. Organizamos nuestras vidas de tal manera que son una contribución en el camino hacia este mundo y hoy convertimos en realidad sus principios, la autonomía, la dignidad y la solidaridad. Y estamos invitando a toda la gente que se eche a caminar junto con nosotros.

– ESPERANZA –

La rebelión zapatista reune la esperanza de un sinnúmero de gente en todo el mundo. Porque los zapatistas demuestran día a día que la resistencia contra el “orden (o la subordinación) neoliberal mundial”, proclamado como ley de naturaleza, es posible. Que es posible una política más allá de los partidos y lobbys; una política que no aspira a llegar al poder a través de un determinado programa ideológico. Esta rebelión es esperanza y principio a la vez. Estamos decididos a no dejar que nadie nos la quite nunca. Lo especial de los zapatistas es que no sólo sueñan con un mundo diferente sino que lo están creando. Sabemos que los zapatistas – igual que nosotros – no siempre cumplen con sus propias expectativas. Demuestran a los poderosos, a través de su resistencia, que la marcha triunfal de la globalización capitalista puede ser parada, y nos dan muchísimo valor para echarle a la cara nuestro propio “ya basta” al podrido sistema.

– SOLIDARIDAD –

Para nosotros la solidaridad significa caminar juntos, aprender unos de los otros, apoyarnos mutuamente y luchar en varios lugares a la vez por un mundo humano, los zapatistas en Chiapas y nosotros por acá, „en el corazón de la bestia“, y juntos entendernos como una parte de un movimiento global, como “pedacitos en el gran rompecabezas mundial de la revolución”.

Y como los zapatistas nos importan tanto, una parte de nuestro trabajo es el apoyo directo a los rebeldes en Chiapas. Es decir que recaudamos dinero para apoyar diferentes proyectos y, aquí en Alemania, vamos intentando a crear un público crítico para su lucha legítima a través de acciones, eventos y publicaciones. Además algunos de nosotros pasan tiempo en México para apoyar proyectos allá, observar y documentar los procesos políticos y la situación de los derechos humanos así como para crear más contactos. Lo que nos importa mucho es apoyar la autogestión en las regiones autónomas en Chiapas, por ejemplo a través de la venta de café procendiente de una cooperativa zapatista.

– GLOBALIZACIÓN DE LAS RESISTENCIAS –

„El zapatismo no es una nueva ideologia politica o un refrito de viejas ideologias. (…) No hay recetas, lineas, estrategias, tacticas, leyes, reglamentos o consignas universales. Solo hay un anhelo: construir un mundo mejor, es decir, nuevo. En resumen: el zapatismo no es de nadie, por lo tanto, es de todos. (Subcomandante Marcos, 1997)

Mirando hacia Chiapas no debemos perder de la vista que nosotros también contamos con nuestra propia historia y nuestro propio presente de la izquierda en los que nos podemos basar sin aplastarlos con palabras. Una historia a la que vale la pena recordar y que tiene importancia! Experiencias de luchas sociales de las que queremos y podemos aprender. También en Alemania y en otros países europeos existe una larga tradición de la resistencia radical y muchos ejemplos para una autogestión exitosa y solidaria. Mucha gente organiza su vida de una manera colectiva y rebelde, en comunas, okupas, empresas colectivas, centros autónomos y grupos políticos. Muchas de estas luchas están aisladas de las otras y por eso ni nosotros ni el público nos damos cuenta de lo que tienen en común. Aun aquí existen alternativas al capitalismo.

La gente en Chiapas ha logrado crear una realidad diferente con muchos proyectos singulares, a través de formar redes, organizarse mejor y basarse en una base política conjunta. Nosotros también somos capaces de hacerlo! Queremos vincular nuestras ideas y experiencias con las de los zapatistas, para crear también aquí una alternativa visible a las condiciones de poder existentes y cambiar estas condiciones por un mundo donde quepan muchos mundos.

 

„La Rebeldía es como esa mariposa que dirige su vuelo hacia ese mar sin islas ni rocas. Sabe que no habrá donde posarse y, sin embargo, su vuelo no titubea. Y no, ni la mariposa ni la rebeldía son tontas ni suicidas, lo que pasa es que saben que tendrán donde posarse, que hay por ahí un islote que ningún satélite ha detectado. Y ese islote es una rebeldía hermana que, es seguro, saldrá a flote justo cuando la mariposa, es decir, la rebeldía voladora, empiece a desfallecer. Entonces la rebeldía voladora, es decir, la mariposa marina, pasará a formar parte de ese islote emergente, y será así el punto de apoyo para otra mariposa que ya emprende su vuelo decidido rumbo al mar.”

    • (de una carta del Subcomandante Marcos, noviembre del 2002)
    • YA-BASTA-NETZ, Mayo del 2004


(La red YA-BASTA-NETZ es un conjunto de individuos y grupos de solidaridad y acción. No tiene ningun centro y se encuentra en un proceso de transformación permanente …)